¡Oferta!

Así en la lengua como en la pluma – Descarga digital

Valorado 5.00 sobre 5 basado en 5 puntuaciones de clientes
(5 valoraciones de clientes)
Total downloads: 13

Antología personal de los cuentos de Armando Romero

9,99 5,99

Categoría:

Descripción

Armando Romero

Así en la lengua como en la pluma. Cuentos de Armando Romero ( Antología personal)

eBook

Así en la lengua como en la pluma es la antología personal de los cuentos de Armando Romero escritos durante los años 1967 a 1992 y pertenecientes a los siguientes libros: El demonio y su mano (1967 – 1975), La casa de los vespertilios (1969 -1982) y La esquina del movimiento (1985 -1992). Con un estilo experimental, el autor expone al lector a elementos que exaltan el sueño surreal, la urgencia de rescatar el lenguaje para salvarlo del servilismo de la anécdota, consiguiendo así fundir la historia dentro de la alquimia del lenguaje, para hacer de éste elemento integral del cuento, ser actuante. Para esta edición revisada de Aurora Boreal®, el autor decidió retomar los cuentos, y amparado en lo que él denomina “los talleres de reparación” de Borges, los ha despojado de los ya visibles residuos afectados por el tiempo. Laboriosa tarea dado que la idea general no era transformarlos sino dejar más claro su espíritu de aventura y experimentación.

 

Información adicional

Autor

Armando Romero

Editorial

Formato

Género

Cuento

ISBN

ISBN 978-87-998986-5-7

5 valoraciones en Así en la lengua como en la pluma – Descarga digital

  1. Valorado en 5 de 5

    Juan Calzadilla

    Este libro es escenario de un choque de proposiciones que intentan hacerse complementarias, y cuyo propósito es hacer del discurso narrativo un símil tan complejo y laberintico como puede serlo el proceso de la escritura narrativa tradicional, que aquí se cuestiona. De un lado encontramos la intención de configurar el mundo de la anécdota dentro del cauce de una narración que se puede reducir al lenguaje en constante movimiento, a una palabra que se desplaza en contra de la anécdota misma y que la desborda para crear un campo orgánico de tensiones, distintos a la narración misma, un desarrollo en donde el texto asume el rol principal frente a la anécdota despojada de valor representativo. Por otro lado, tenemos el conflicto de la figuración de los personajes, los cuales, sin alcanzar a definirse, van siempre detrás de una identidad que parece no poder hallarse fuera del lenguaje mismo. Aun en los relatos narrados desde una visión interior del personaje, este se mantiene desdibujado y su condición infusa lleva a que todo acontecer dentro del relato sea gratuito, excepto en el lenguaje, en el flujo de este lenguaje (dado como conciencia) que un largo monólogo le permite manifestar.

  2. Valorado en 5 de 5

    Eduardo Pachón Padilla, 1984

    Armando Romero, excepcional cuentista, elabora un perfeccionado estudio de ciertos elementos trascendentes en su creación literaria, movilizándola en una órbita de caracteres universales, teniendo en cuenta algunos aspectos en su evolución estructural, como una precisa elección de las palabras, multiplicidad de imágenes líricas, calidad de metáforas poéticas, significativa opulencia del símbolo, ambigüedad en las controvertidas situaciones reales e irreales, perplejidad analítica en los estados inconscientes y subconscientes, pertinaz acompañamiento interpretativo de los sueños, complejidad contrapuntista entre el insomnio y el reposo y, sobre todo, sapiente manera de modernizar el mito del laberinto, cuya totalidad diluye dentro de las aparentes argumentaciones de unas variadas parábolas sobre asuntos misteriosos y esotéricos, convirtiéndola aún más en intelectuales, llamativos y sorprendentes motivos, conforme se expone en sus cautivantes libros.

  3. Valorado en 5 de 5

    Antonio Benítez Rojo, 1993

    [En los cuentos de Armando Romero] los que a primera vista nos parecen personajes y situaciones excepcionales o espacios distorsionados por la demencia o la irracionalidad, en una segunda lectura se nos revelan, sorpresivamente, dentro de un orden. Ciertamente, no se trata del orden convencional, el cual, como lo demuestran los avances de la ciencia contemporánea, resulta mucho menos ordenado de lo que se piensa. Aquí estamos ante un orden que no se propone preceptivamente como una ley de la historia o de la física, sino más bien como una manera de ser y estar no euclidiana impuesta por alguien o algo que se ubica más allá de nuestra voluntad. Y sin embargo este orden subyacente que se repite una y otra vez en los cuentos de Romero, se refiere a un espacio cotidiano, abordable para todos; su presencia dentro del desorden es inevitable, pero no excluyente, puesto que coexiste productivamente con el azar y el absurdo. Este orden paradójico, dibujado por hermosas secuencias de figuras auto-referenciales, me recuerda los diseños gráficos que estudia la geometría fractal.

  4. Valorado en 5 de 5

    Diana Bellessi, 1976

    Creo que la actividad de soñar es la que más se parece a la de escribir, ha dicho Borges. Sucesivos y entrecortados sueños, donde el personaje narrante se persigue hasta el borde de la vigilia, como siguiendo a la luz mala estas criaturas de Armando Romero. […] Son estructuras sólidas de lenguaje, capaces de encerrar al viajero furtivo que las cruza, una y otra, evadiendo lo signos de puntuación que aparecen como venablos tensados por el arquero oculto, el que hiere de muerte pero nunca mata.

  5. Valorado en 5 de 5

    Salvador Garmendia, 1975

    Los cuentos de Armando Romero son creaciones despojadas voluntariamente de cualquier empeño preceptivo […] que no obedecen a los lineamientos tradicionales del género cuento ni están sometidos a la prosodia y la sintaxis; en ellos se cumple con acierto el proceso de la disolución de los géneros, desencadenado a partir de la revolución surrealista y que al ramificarse en múltiples direcciones, de manera especial en el ámbito latinoamericano, ha ido confiriendo un carácter extremo y singular a la escritura actual, tanto en la poesía como en la prosa narrativa.

Añadir una valoración

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *